(H)emos dicho

Míranos: músicos que a los treinta y tantos seguimos vivos, artistas con patas de gallo y billetes debajo de los colchones. Justamente nosotros, los que sobrevivimos al grunge, a todo tipo de drogas. Nos recortamos el pelo y, a veces, cuando la ocasión lo amerita, nos afeitamos, nos depilamos, nos compramos un vestido nuevo, olemos bien y te palmoteamos la espalda. No morimos a finales de los noventa en alguna gira porque estábamos estudiando y creíamos que había que ser buena gente. Vimos morir a Kurt Cobain. Lo lloramos encerrados en el baño para que nuestros padres no nos encontrasen patéticos. Fuimos testigos de la muerte de Shannon Hoon: lo olvidamos bailando No rain en las fiestas adolescentes. Éramos, para algunos, los nerds, los rechazados; para otros teníamos estilo y éramos cool, alternativos. ¿Y nosotros? Nosotros nos cagábamos en todos mientras sonreíamos evitando hablar demasiado. Hoy nos bañamos en un éxito de bajo perfil. Nos sentimos sabios pues hemos triunfado a nuestro modo. Nos dan alergia los Emos y su pusilanimidad. Acá el que es cabrón sobrevive, no los lloricones. Eso lo deberían saber. Que alguien les haga escuchar The Cure, que patinen en caca, hemos Emos dicho.

Deja un comentario

Archivado bajo Textos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s